Domingo, 24 de agosto de 2014

PRENDIDO DE TU AMOR 


Nuestro amor es del color

que contiene los matices

de la luz en refracción.

 

Es el blanco de azahar,

es el blanco de la paz;

es albor que transfigura

mi constante progresión,

generando la emoción

de estar mi alma con la tuya,

en perfecta comunión.

 

 Los sonidos me resuenan

con los ecos de tu nombre,

en un ritmo que me enerva,

me subyuga y me sumerge

en abismo de pasiones,

que a mi espíritu enternece.

 

Tu cuerpo sabe a agua pura;

a canela, jalea y miel;

a sensaciones de ternura,

a sal, tomillo y a laurel.

 

Hueles a esencia de hembra,

a lumbre que me quema,

que excita y que me abrasa,

que me fusiona a tu alma

en honda percepción,

de amor y creación. 

 

Es el tacto de tu piel,

tan liviano cual la seda;

es vibrar que me penetra,

hasta el fondo de mi ser.

 

Y como de tu ser mi ser recibe

todo el aliento con que mi alma vive,

siendo ya de mi vida la razón,

mis sentidos tan solo se perciben,

del sentir inefable de tu amor.


Comentarios